Solución a un cabello seco, apagado y sin movimiento

Solución a un cabello seco, apagado y sin movimiento

La solución a un cabello seco, apagado y sin movimiento, no está solo en aplicar la última mascarilla de moda o tomar cada día el complemento alimenticio que anuncian en la tele. Son muchos los factores que pueden conseguir devolver flexibilidad, brillo y sedosidad al cabello. Conseguir poner en práctica el máximo de ellos te permitirá presumir de cabello incluso en verano, en el agua y bajo el sol.

Hoy te doy mis claves para devolver las cualidades que siempre apreciamos en el cabello: brillo, sedosidad, caída natural.

Adiós al cabello seco y apagado

1. Equilibra

Observa si existe un desequilibrio en el cuero cabelludo, graso por razones hormonales y estrés, y en los largos, desvitalizados por la contaminación, planchas, secadores y sol. Para corregir este desequilibrio te aconsejo lavar tu cabello con un champú que elimine las impurezas del cuero cabelludo y cabello “sin dañarlo”. Un champú que además de limpiar, equilibre y proteja las zonas más frágiles de la fibra capilar, reestructurando el nivel de lípidos y fortaleciendo así el cabello desde el interior.

Vivir en ciudades con alta contaminación ambiental, y baños en el mar o piscinas, depositan impurezas en nuestro cuero cabelludo y cabello que debemos eliminar. Además de debilitar la fibra capilar afean el cabello, el cabello se aprecia más sucio y pierde brillo y luminosidad. Eliminar estos restos de partículas que se depositan en las fibra con un champú como los de nuestra colección, es conseguir belleza y salud para tu cabello.

¿Y por qué nuestra línea capilar? Porque la base limpiadora de nuestra línea capilar está formulada con un 98% de ingredientes de origen natural y está libre de sulfatos, respetando el cuero cabelludo y cabello hasta de los cabellos más sensibles. Y porque su fórmula enriquecida con agentes antioxidantes e hidratantes equilibra y reduce las posibles irritaciones.

2. Cuida la cutícula

La cutícula es la capa exterior del cabello y forma un recubrimiento protector de la fibra capilar, con una función barrera. Mantener las escamas de la cutícula cohesionadas consigue proteger el cabello de alimentos agresores, tanto ambientales, como físicos (radiación UV, peinado, secado), como químicos (coloración, permanentes).

Una cutícula cohesionada consigue una buena regulación de la entrada y salida del agua, por lo que las características sensoriales y mecánicas del cabello siempre mejoran. A su vez, la riqueza de matices y luces que hoy nos ofrecen las nuevas coloraciones, se mantienen mejor en el tiempo.
Los champús de nuestra línea capilar trabajan todos por cuidar la cutícula, evitando la degradación de los componente de la fibra capilar (queratina y lípidos). Este cuidado ofrece beneficios, una clara mejora en el aspecto del cabello, un cabello que mantiene su brillo y se muestra ligero, sedoso, nada apelmazado.

¿Y después del lavado? No olvides el uso de acondicionador. Su uso no es un capricho más, es un cosmético que puede hacer mucho por tu cabello. Posee efecto embellecedor y preventivo de daños mecánicos y medioambientales. Aporta al cabello cualidades que todos deseamos obtener, brillo, flexibilidad y suavidad.

3. Come bien

Una alimentación equilibrada y variada optimiza la salud del cabello, te asegura que no van a existir deficiencias. Esto no quiere decir que tengas que cambiar tus hábitos si son buenos, tan solo que no te dejes llevar por modas y restrinjas alimentos sin la supervisión de un especialista. Tampoco quiere decir que si te limitas tan solo a tomar aquellos alimentos más recomendados para tener un pelo sano bonito: huevo, pescado, frutos secos, frutas de temporada…, vas a tener un pelo de infarto. Como hemos dicho anteriormente en el estado de salud del cabello influyen muchos factores y cuantos más tengamos en cuenta, mejor será la salud y la belleza de nuestro cabello.

Si tu ritmo de vida te impide comer bien, no está de más que durante los meses de primavera y de otoño tomes un complemento alimenticio formulado específicamente para la caída del cabello, pero sin dejar de mantener unos hábitos saludables, consiguiendo que el pelo alcance todo su potencial.

4. Busca un corte y peinado saludable

Tu peluquero puede darle a tu melena un aire fresco este verano. Los días de “siempre igual” han evolucionado y te animan a innovar, aportando a tu melena una sensación inmediatamente más saludable y bella. Dado que el invierno ha podido resecar tu cabello, llegada la primavera apuesta por estilos que resten rigidez al peinado y que te permitan descansar de tanta plancha o producto de styling: lacas, ceras…

5. Protégelo del sol

La radiación UV y la infrarroja no es buena para el pelo, al igual que no es buena para la piel. Llevar un sombrero o pañuelo cuando estas más expuesta a la radiación y utilizar mascarillas y protectores solares, va a crear una barrera protectora saludable para el cabello.

6. Estrés y sueño

Indispensable controlar el estrés y la falta de sueño, ya que al igual que en la piel, repercute visiblemente en su aspecto e incide en su envejecimiento prematuro.

Muy importante controlar el #Estrés y la falta de #Sueño 💤, ya que al igual que en la piel, repercute visiblemente en el aspecto #Cabello Clic para tuitear

Cierra los ojos y sueña con las vacaciones, el verano está a la vuelta de la esquina. Presume de cabello bajo el agua y el sol, y no dejes de compartir con nosotros todos tus trucos 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
X